El río Sil inunda el paseo y la playa fluvial en San Clodio.













Y así en verano... Que diferencia!