Torbeo desde la otra orilla del Sil.-

Fotografia de Pablo Casanova Pérez